Nacional

Abusos sexuales en Legionarios dan pena y vergüenza: Coppola

Ante la revelación de los escándalos de pederastia al interior de la congregación de los Legionarios de Cristo, que comenzó con su fundador, Marcial Maciel, la Iglesia Católica reconoció que los casos provocan pena y vergüenza.

“Nos da muchísima pena y vergüenza que esto haya pasado, tratamos de hacer que esto no pase nunca más”, aseguró en entrevista con Notimex el Nuncio Apostólico en México, Franco Coppola.

Subrayó que estos casos obligan a la Iglesia a tomar conciencia de la necesitad de prestar mayor atención a la formación humana y espiritual, inicial y permanente de los aspirantes a la vida presbiteral o religiosa.

Coppola indicó que entre los laicos, el desprestigio por los casos de pederastia “ha sido enorme”, y con respecto a la comunidad católica, aseguró que “conocen y frecuentan a sacerdotes, tienen la experiencia directa de que su sacerdote no es así”.

Además, sobre la dimisión de Fernando Martínez Suárez, quien durante su ministerio abusó de al menos seis niñas de entre seis y 11 años, a inicios de los 90, indicó que los Legionarios deberían tener todo el interés en transparentar el caso.

Sostuvo que la Iglesia, cuando haya denuncias, va investigar: “pero hay que comprender que las normas relativas a las investigaciones para el delito de encubrimiento son muy recientes”.

En el caso de la permanencia de Martínez Suárez entre los Legionarios es una medida para asegurar un mejor control sobre el exsacerdote.

“El hecho de que Fernando Martínez siga siendo Legionario significa que, si cualquier autoridad civil lo busca, sabe dónde encontrarlo y puede obligar a los Legionarios a ponerlo físicamente a disposición de la justicia civil”, enfatizó.

Comentarios de Facebook