Internacional

CORRUPCIÓN Y OBSTRUCCIÓN DE JUSTICIA, CARGOS CONTRA PRESIDENTE DE BRASIL

El máximo fiscal de Brasil acusó al presidente Michel Temer de corrupción y obstrucción a la justicia, informó la Corte Suprema.

Las acusaciones del procurador general Rodrigo Janot representan una escalada extraordinaria de una investigación que ha trastornado la política y prácticamente todos los ámbitos de la nación más grande de América Latina.

Las acusaciones formales son las revelaciones más recientes derivadas de una grabación efectuada en secreto en la que presuntamente Temer apoya el pago de dinero a un exlegislador para mantenerlo callado.

La información sobre el audio, difundida por el periódico Globo el miércoles por la noche, remece al país desde entonces.

En tanto, el gobierno empezó a cuestionar tanto la legalidad como el contenido de la grabación.

La aparente estrategia defensiva viene en medio de una investigación de sobornos por valor de miles de millones de dólares en la que han caído políticos influyentes y cuando se multiplican los llamados a la renuncia del presidente de 76 años.

El presidente Michel Temer no cree en la veracidad de las declaraciones en la grabación, dijo la presidencia en un comunicado.

Se han presentado al menos ocho proyectos de juicio político en el Congreso y se multiplican los llamados de todos los sectores para que renuncie.

Los testimonios de ejecutivos de JBS se conocieron el viernes luego que el Supremo Tribunal Federal abrió una investigación a Temer por obstrucción a la justicia y corrupción pasiva.

Ejecutivos de JBS también relataron pagos de sobornos a Temer y a un diputado a cambio de acabar con el monopolio de la petrolera Petrobras en el abastecimiento de gas natural.