Tecnología

PRUEBA CON ÉXITO LA NASA UN SISTEMA DE ABORTO DE LANZAMIENTO

Los fallos en los cohetes son raros, pero ocurren. En octubre de 2018, un cohete Soyuz que transportaba al cosmonauta ruso Alexey Ovchinin y al astronauta de la NASA Nick Hague experimentó un fallo en los propulsores dos minutos después de despegar, lo que provocó una secuencia de aborto que salvó sus vidas. El aterrador incidente, el segundo de su tipo en 34 años, destacó la importancia que tienen los mecanismos de escape en cualquier lanzamiento tripulado.

Por eso, la NASA acaba de realizar una prueba de su sistema de aborto de lanzamiento (LAS) para el vehículo de tripulación multiuso Orion. La prueba, que recibió el nombre de Ascent Abort-2, consistía en lanzar una nave Orion sin tripulación seguida un minuto después de una secuencia de aborto. La cápsula Orion logró alejarse a una distancia segura del cohete mientras este se iba a pique.

La NASA se está preparando para las misiones Artemis, que llevarán a los astronautas estadounidenses de regreso a la superficie lunar en 2024. O al menos, ese es el plan. Para llegar allí, la NASA usará el sistema de lanzamiento espacial SLS, un poderoso cohete que aún está en desarrollo.

“Con este sistema de exploración diseñado para transportar a los humanos con seguridad más lejos que nunca, también tendremos un sistema de aborto de lanzamiento igualmente poderoso que alejará a la tripulación del cohete si hay un problema durante la primera parte del ascenso”, dijo Bill Hill, director adjunto de desarrollo de sistemas de exploración de la NASA, en un comunicado de prensa.

Después de varios retrasos y contratiempos, la prueba de hoy marcó una importante victoria para la NASA.

“El lanzamiento es una de las partes más difíciles y peligrosas de ir a la Luna”, dijo Mark Kirasich, director del programa Orion. “Esta prueba imitó algunas de las condiciones más difíciles que Orion enfrentará en caso de que se produzca una emergencia durante la fase de ascenso del vuelo. Hoy, el equipo demostró nuestras capacidades de cancelación en condiciones exigentes y dio un paso enorme hacia el primer vuelo de Artemis que llevará gente a la Luna”.

La NASA aún debe completar la construcción del cohete SLS, seguido de la misión Artemis 1, que consistirá en el lanzamiento de un módulo Orion sin tripular, y de Artemis 2, que incluirá tripulación. Aún no hay fecha definida para estos lanzamientos, pero la prueba de hoy es un avance para el programa.

Comentarios de Facebook